martes, agosto 26, 2008

No comment.

El espectáculo tiene una enorme competencia. Un medio no quiere ser menos que otro en mostrar el show. Y mientras, nosotros, el ciudadano de a pie estamos dispuestos a tragarnos todo lo que nos echen. Más: "En directo, desde el infierno." Foto: Un numeroso grupo de informadores en la entrada de Urgencias del hospital de La Paz, en Madrid, lugar al que fueron trasladados algunos de los heridos en el accidente de Barajas. (Foto: EFE)

Un niño en un campamento para refugiados en Tbilisi, Georgia. Las Naciones Unidas estiman que el conflicto ha ocasionado más de 158.000 desplazados. Shakv Aivazov.

Una doctora surosetiana atiende a una mujer herida en un hospital dañado por los combates en Tskhinvali, capital de la región separatista. (Foto: AFP PHOTO / DMITRY KOSTYUKOV)

Georgia ataca Osetia del Sur. Una anciana llora después del ataque de las tropas rusas en Gori Efe.

Niños palestinos se asoman por las ventanas de una vivienda durante un toque de queda en Hebrón en agosto de 2001. REUTERS. El fuerte crecimiento de la población árabe hace saltar la alarma en Israel.

Israel permitió salir de Gaza de esta guisa el pasado 2 de agosto a miembros de un clan rival de Hamás. EFE.

Un grupo de niños hacen cola para cambiar sus armas por juguetes no violentos en el distrito Petare de Caracas. Susana González / REUTERS


Rania, niña iraquí de 13 años que con un chaleco cargado con explosivos se entregó a las fuerzas de seguridad sin cometer el atentado suicida en Baquba, al norte de Bagdad. Foto Associated Press.Los ataques suicidas con bomba por parte de mujeres y niñas se han vuelto este año cada vez más comunes en Irak.



Cerca de 13.000 mujeres mendigan en Vrindaban, India, para vivir. Su pecado, no tener marido. Unas 13.000 viudas malviven de la caridad en este pueblo y sus alrededores, según un estudio del Fondo de Desarrollo de las Naciones Unidas para la Mujer (UNIFEM). Mira aquí toda la galería.

Un voluntario muestra a una de las tortugas recién salidas de sus huevos en la playa de Linosa, Sicilia. Varias de ellas, perdidas tras romper el cascarón, entraron en un restaurante de la zona.

5 comentarios:

Zinar Ala dijo...

Gracias Alicia por seguir así.
Un gran saludo.

migramundo dijo...

Qué distintas son las realidades, y qué distintas son también las soledades. Muy buen trabajo. Saludos.

La-Filistea dijo...

Tienes una forma increíble de volverme a la realidad. Pienso que eso es bueno.

Saludos.

Observador dijo...

Imágenes que forman la realidad informativa, algunas tratadas como si de un circo se tratase (con morbo) y sin rigor como el desgraciado accidente del avión, otras pasan desapercibidas o son presentadas como si fuesen un menú de restaurante en las cabeceras de los noticieros. Gracias por este post y sigue así. Besos

Alicia M dijo...

Gracias por vuestras palabras. Un abrazo.