domingo, junio 15, 2008

Solos en la oscuridad.

Foto: Kurt Tong, debajo de la mesa. Las fotografías fueron tomadas en un centro cerca de Chennai, en la India. Las niñas y niños que aparecen en estas fotografías son autistas. Para evitar que salgan de los centros, sus cuidadores los atan desde el momento en que se despiertan por la mañana hasta que se duermen por la noche. Sus padres y madres desconocen estas prácticas.

Contemplo una vez más, las imágenes ganadoras de las 11 ediciones del Premio Luis Valtueña que están expuestas en la Escuela Julián Besteiro de Madrid y entre ellas aparece una sobrecogedora: el problema del autismo en niños de la India.

El autismo es un síndrome que estadísticamente afecta a 4 de cada 1,000 niños; a la fecha las causas son desconocidas, aún y cuando desde hace muchos años se le reconoce como un trastorno del desarrollo.

Salvo contadas excepciones, el autismo es congénito (se tiene de nacimiento) y se manifiesta en los niños entre los 18 meses y 3 años de edad. Los primeros síntomas suelen ser: el niño pierde el habla, no ve a los ojos, pareciese que fuese sordo, tiene obsesión por los objetos o muestra total desinterés en las relaciones sociales con los demás. En algunas ocasiones puede llegar a confundirse con esquizofrenia infantil.
El tratamiento que se les dedica a estos niños indios es precario y desolador. Por las imágenes: niños y niñas atados durante todo el día para que no escapen, apiñados debajo de mesas pasando las horas en esa situación.
*Foto Kurt Tong, sola. Niña autista permanece atada a la silla para que no se escape

UNICEF afirmó que India es el primer país del mundo que tiene una mayor tasa de desnutrición infantil que la que presenta el continente africano. Y si esto se le suma enfermedades tales como el VIH o el autismo el tratamiento que recibirán estos menores es tristemente deficitario.
A veces se piensa, que un niño autista no tiene sentimientos. Y todo lo contrario, un niño o niña autista sufre, llora, ríe como cualquier persona lo que sucede es que ellos no saben expresar la forma de comunicarse y para esto es necesario un trabajo continúo del personal cualificado para que puedan dar a conocer su estado de ánimo, sus inquietudes, sus miedos…y puedan desarrollarse dignamente.

Contemplando las fotografías se hace patente la escasez de medios, de humanidad y la fragilidad de sus cortas y duras vidas.
Una sanidad insuficiente y precaria para los que no tienen medios para pagársela. El dinero como es ya sabido, determina qué o quiénes tienen derecho a vivir y a tratarse médicamente como corresponde en la mayoría de los países del mundo.
Estamos a años luz del 4 Objetivo del Milenio: reducir la mortalidad en dos terceras partes entre 1990 y 2015 la mortalidad de los niños menores de 5 años.
¿Se hacen los esfuerzos necesarios para llegar a estos Objetivos? ¿O son sólo un acumulo de metas inalcanzables, pretextos que sirven a la mejora de la opinión e imagen Internacional de la ONU?.

4 comentarios:

Observador dijo...

Estas imágenes me recuerdan el horror de los psiquiátricos de Rusia o China, son terribles, el autismo de estos niños no es nada comparado con el que tienen las autoridades de estos países frente a los problemas psiquiátricos, carentes de humanidad

Rubentxo dijo...

Es increíble.

No dejo de releerlo y de ver las fotos y me sigue pareciendo algo tan descabellado, que no lo acabo de asimilar.

En fin...

Saludos

sonrisa Radiante :) dijo...

Niños autistas tratados sin ninguna consideración.Estremecedor, Ali me dan ganas de irme a la India y montar un hogar para niños autistas ahora que estoy en paro ...La verdad que me duele y afecta,hubo una época de mi vida cuando era niña que no hablaba nada y por eso sé que en parte como se sienten espos niños.Feliz finde Alicia,guapa.
Besos:
S.R. :)

Alicia dijo...

Un abrazo Sonrisa Radiante! espero que encuentres trabajo pronto.
Besos!