viernes, enero 11, 2008

La caricia.

Giovanni Marrozzini gana el XI Premio Internacional de Fotografía Humanitaria Luis Valtueña. Este certámen certamen de Fotografía Humanitaria se celebra cada año en recuerdo de los cooperantes de Médicos del Mundo asesinados en Ruanda y Bosnia Herzegovina.
Esta preciosa instantánea se llama "La caricia."
Si a estos niños y niñas que viven en países desfavorecidos, rodeados de pobreza extrema, se les une algún tipo de discapacidad, su futuro estará lleno de terribles obstáculos que tienen que afrontar con valentía y superación.
Quizás esa simple caricia puede iluminar por un instante sus vidas.
G. Marrozzini nos dice:
Mas del 90% de la población que sufre de problemas de visión vive en países del hemisferio sur donde, por deficientes condiciones de higiene y salud, pobreza o falta de infraestructuras médicas adecuadas, una persona tiene diez veces más probabilidades de perder la vista que en los países industrializados”.
Recordar que la ONG Infancia Solidaria continúa con la campaña de recogida de firmas por la construcción de un hospital pediátrico gratuito en cada País en Vías de Desarrollo del mundo.
¿Has firmado ya?.
Por los niños enfermos más desfavorecidos y con el ánimo de salvar sus vidas y curar sus enfermedades firmas on line aqui:
TU FIRMA.

4 comentarios:

Alberto Sotillos dijo...

La verdad es que hay fotos que simplemente son perfectas. Pero aun asi, a ver si logramos que desaparezcan!

isol dijo...

Es una foto muy emotiva,pienso al ver esas fotos en mi tierra,Argentina,tenemos una tierra rica,acceso a educación gratuita de calidad,no tenemos guerras que agobien y maten a nuestra gente,tenemos hospitales con excelentes profesionales,sin embargo nuestro problema es cultural,son casi mayoria las personas que esperan del estado,casi todo,cuesta llegar a ser rico,pero las personas que trabajan y se las rebuscan pueden alcanzar la mínima dignidad,aqui algunos padres venden la leche que les dan para sus niños y compran cigarros,asi que cuando veo fotos como estas me conmuevo por que en ese suelo no hay muchas posibilidades,espero que ese pequeño tenga un futuro y pueda crecer dignamente.

Alicia dijo...

Isol,
bienvenida a Lápices, esta es tu casa. Me alegro que te guste el blog. Te aconsejo que te adentres de lleno en nuestro viaje a Palestina. Lo puedes encontrar en los meses de febrero y marzo del 2007 (archivo del blog).
Un abrazo y coincido ampliamente con lo que comentas.
Un besoo

Chapellina dijo...

Hola Alicia, cuando puedas pasate por mi blog "Con Otro Tumba'o". He dejado algo para ti.

Saludos y felicidades por tan bella labor.

:)