jueves, septiembre 20, 2007

La frágil casilla del peón de ajedrez.

Cuando ya no son posibles los héroes solidarios, llega la vez de los héroes solitarios. A lo mejor, ahora que han muerto los dioses y los héroes con mayúsculas, la salvación está en el heroísmo con minúscula. En el peón de ajedrez olvidado en un rincón del tablero que mira alrededor y ve a rey corrupto, a la reina hecha una zorra, el caballo de cartón y a la torre inmóvil, haciendo dinero. Pero el peón está allí de pie, en su frágil casilla. Y esa casilla se convierte de pronto en una razón para luchar, en una trinchera para resistir y abrigarse del frío que hace afuera. Ésta es mi casilla, aquí estoy, aquí lucho. Aquí muero. Las armas dependen de cada uno…”

…” Me refiero a comprender que nacemos, vivimos y morimos en un mundo absurdo, que a lo más que podemos aspirar es a asumirlo mirándolo de frente, con el orgullo de quien se sabe peleando solo, hasta el final, solidario con aquellos otros peones que, como tú, libran su pequeña y pobre batalla en casillas olvidadas.
Y al final descubres que no es tan grave. Los hombres vagan perdidos hace miles de años, y siempre fue la misma historia. Lo único que los diferencia es cómo viven y cómo mueren.”

Hoy he recordado estas palabras, escritas por mi admirado Arturo Pérez-Reverte , cuando me he enterado del fallecimiento de Nicolai, un trabajador de nacionalidad rumana que se quemó 'a lo bonzo' frente al edificio de la Subdelegación del Gobierno en Castellón el pasado 4 de septiembre.
Sólo son palabras, lo se, pero no he podido evitar sentir rememorar la lucha de este trabajador que se armó de valor ante la desesperación más absoluta.
Luchando hasta el final en su frágil casilla de ajedrez.

La familia de Nicolai fue estafada por un mafioso rumano tanto en el trabajo prometido como en la casa en donde iban a vivir.
Le prometieron una vida mejor. No es que su vida fuera mala, pues tenía un empleo y una casa en donde vivir y su mujer se dedicaba a vender oro y plata.
Pero cuando llegaron a Castellón, se encontraron con una vivienda en ruinas y trabajando si cobrar durante meses. El mafioso les echó de la casa y estuvieron durmiendo en parques de la ciudad y sin nada que llevarse a la boca.
Nicolai ante la terrible situación decidió regresar a su país junto con su familia, pero no contaba con el dinero suficiente para el avión. Angustiado decidió como única arma de protesta, quemarse vivo frente las autoridades castellonenses.

Sin valorar que existen otras alternativas de protesta, este hecho es un reflejo de la penosa situación en que cientos de trabajadores, personas anónimas de diferentes nacionalidades pelean por llevar una vida digna muy lejos de su tierra. Algunos inmersos en trampas de cientos de mafiosos, traficantes de personas que sin ningún tipo de remordimiento, se aprovechan de la pobreza y de ilusiones para llenarse los bolsillos.


La Comisión Europea (CE) aprobó el ingreso de Rumania y Bulgaria el 1 de enero. Muchos rumanos ven cientos de expectativas para mejorar sus vidas trabajando en diferentes países de Europa, en especial Italia, España y Alemania. Algunas asociaciones rumanas no lo tienen tan claro porque dicen que el nivel de vida en su país mejorará y que regresarán a sus hogares.
Pero lo cierto es que en España a 1 de enero de 2007, había empadronados 525.000 pero, en la última década, su número ha aumentado un 250 por ciento. 57 provincias tienen más de mil rumanos residentes y son ya más de 400.000 los que cotizan a la Seguridad Social. Sólo en 2006 nacieron 8.666 niños de madre rumana.
Y las mafias siguen proliferando, ya sea en prostitución, tráfico de futuros trabajadores, drogas y extorsiones con diferentes y variadas modalidades.
Hay un estupendo reportaje de Olga R.SanMartín periodista de El Mundo que bajo el título de Vine para comerme el mundo y no puedo ni enterrar a mi padre”, nos relata el asentamiento ilegal de 2.000 inmigrantes rumanos al lado del acueducto Tajo-Segura, cerca de un pueblo de Albacete. Estos asentamientos me hacen pensar cuando, España, país de inmigrantes en la peores épocas oscuras, buscaban en Alemania, Francia, Suiza, Venezuela, Cuba... una esperanza para poder tener un futuro mejor. Y esto como dice bien Reverte, los hombres vagan perdidos como hace miles de años. Y siempre seguirá así.

Viendo otra vez a este hombre quemándose vivo, se hace más patente la fragilidad de nuestras pequeñas luchas individuales, a veces, desesperadas en este mundo en que vivimos tan absurdo y tan lleno de trampas y tenemos que hacerle cara con el valor del último esfuerzo...

"Ésta es mi casilla, aquí estoy, aquí lucho. Aquí muero. Las armas dependen de cada uno.."

14 comentarios:

Carmen dijo...

Ali estás rotunda, certera, brillante... da gusto leerte... y estoy segura de q a Arturo Pérez Reverte tb le gustaría leerte a ti, especialmente hoy, pq se sentiría orgulloso de haber inspirado un post como éste...

Sabias palabras, las de Arturo y las tuyas... con las q es fácil e inevitable identificarse... un ejercicio de reflexión necesario y revelador...

Gracias, amiga.

ElPoeta dijo...

Siempre interesantes vuestras bellas historias, siempre humnanas y siempre solidarias. Alicia, amiga, con mi cariño y con mi admiración, te dejo un beso,
V.

3rn3st0 dijo...

Hace poco más de un año, me encontré con un personaje de esos que parecen salidos de una novela. Charlie (no recuerdo su apellido) un inmigrante de origen trinitario trabajaba como técnico de control de sólidos en el taladro petrolero donde yo trabajaba como técnico de fluidos de perforación.

Casi no hablaba español, trabajaba como un burro, de sol a sol y siempre, siempre tenía por maquillaje una gran sonrisa. Aún cuando no hablo inglés, lo entiendo bastante y de alguna manera, Charlie y yo logramos entendernos. Manteníamos largas conversaciones, así supe que era profesor de historia en una escuela primaria, había llegado a Venezuela pocos meses antes atraido por los sueldos en las compañías petroleras (por encima de los salarios urbanos DESDE un 250% aproximadamente). Había dejado a su esposa luego de sólo cinco meses de casados y esperaba traerla al país en un año... Una historia de lo más común en cuanto a las historias de inmigrantes.

Venezuela ha sido desde hace muchísimos años, destino obligado de todos aquellos que buscan nuevos y más brillantes horizontes, de toda sudamérica llegan inmigrantes, en su momento, sobre todo a principios del siglo XX y luego, durante la II gran guerra, Venezuela recibió a miles de inmigrantes provenientes de toda Europa. Nunca hemos sido racistas o xenofobos, hoy eso ha cambiado. Nuestras mujeres, conocidas por su gran belleza son una muestra de la mezcla de sangres y razas.

Hoy una gran maquinaria ideológica pinta al extranjero como infiltrado, espía, agente secreto y que se yo que otra estupidez, al mismo tiempo, miles de venezolanos, profesionales universitarios en su gran mayoría, salen del país en grandes oleadas(algo que jamás había sucedido) rumbo a Europa (España e Italia) y los EUA.

Observo triste como nuestros jóvenes talentos se van para mejorar sus niveles de vida. Pasan a engrosar las listas de "rechazados" en las ahora poderosas y prepotentes economías del viejo mundo o en el racista e hiper xenófobo gigante norteño.

¡Hay Alicia! Te leo y puedo apreciar a una pequeña peona que lucha basada en ideales humanistas y de un grande corazón. Pero cuando te leo también siento las injusticias y la maldad del ser humano.

Vaya para ti un gran apretón de manos, símbolo de amistad y de apoyo incondicional (aunque sólo sea escrito) a tu causa y a las de aquellos que creen que si podemos ser buenos.

Saludos a todos y todas desde la pequeña Venezia.

PD: Disculpa lo largo del comentario, pero hoy estaba inspirado, además de que el desempleo me permite usar mi tiempo en cosas a las que normalmente no les dedicaba el suficiente tiempo ;-)

Aleksander Nagi dijo...

Cuando la dignidad se encuentra en un callejón sin salida…
Cuando la voz no llega a los sordos oídos de la sociedad…
Cuando la justicia (la supuesta divina y la supuesta terrenal) tapa los ojos en casos y los abre en otros…
Cuando todos los caminos llevan al mismo infierno interno…
Que son “causas”… el efecto es violento… crudo… duro… y supera la razón…

Gracias Alicia por este granito de arena en contra del dolor que se siente adentro…

Un abrazo.

[La otra agenda] dijo...

Sin palabras. Increíble este post, aunque no tanto como el mundo que refleja...

Lápices, gracias por mantenernos despiertos.
David

Jorge Medina Azcárate dijo...

Hoy mi amiga Lola del blog me ha hecho mucho reflexionar en una cosa que me decía antes; "La unión es otra forma de poder".

Y esto lo quiero aplicar mucho a la maravillosa metáfora del "peón luchador" de hoy en estos maravillosos lápices. ..Somos peones más que nunca, y somos conscientes más que nunca de nuestro destino. Nos movemos de cuadro en cuadro, lentitos, humilditos, temblorosos,.. siempre hacia adelante y sn tener nunca la posibilidad de querer o poder retroceder.

Somos realmente afortunados de saber lo que realmente somos,...y éso ya es muchísimo en un Mundo que, más que nunca, exiger saber exactamente quién eres, dónde eres, y qué quieres realmente ser. ..Este es el principio del camino de cualquier búsqueda de felicidad.

Y a partir de aquí, siendo conscientes de todo esto, ya no queda más que aceptar como regalos y aprovecharse de todas las ventajas que nos da ahora mismo la vida en nuestras generacines. ..Los peones no tienen móviles para llamarse entre ellos, ni internet para informarse y organizarse, ni aviones para presentarse en tiempo real en la casilla que quieran,... ni muchas de las muchísimas oportunidades que el Mundo nos ofrece para que nos organicemos y creamos en nuestra justicia si realmente queremos intentarla.

Y como muy bien dices Alicita, otros años vivimos antes como para saber de primera mano lo que esta gente sufre ahora mismo. ..Esta es la mejor de las justicias en la que podemos basar nuestros recuerdos y nuestros principios para no conformarnos con ser un peón aislado cualquiera,.. sino coger ahora mismo nuestro móvil y llamar al otro peón que vemos dos filas adelante y tres columnas más a la izquierda que nosotros.

Esta partida que jugamos puede sr todo lo aburrida o todo lo interesante que nosotros queramos que sea. ..Lo de siempre; ese "queramos" es la clave de todo.

¿No es esperanzador???!!!!!!!!!!!!!!.

Un beso muy fuerte.

Jorge Medina Azcárate
One brother World

Jluis dijo...

Sobrecogedora entrada.

En buena medida la historia de cada persona que decide buscar una vida mejor enfrentando lo desconocido y dejando las raíces es la historia de ese peón que mira de reojo a la reina y defiende, cual escaque, su dignidad.

Un abrazo.

Mª Mercè dijo...

Sé que no es la manera para protestar, pero cuánto comprendo a ese pobre hombre!!
De mis años trabajados en un hospital, diez los pasé en el servicio de urgencias y no podéis imaginaros, los emigrantes que venían con síndromes depresivos, gastritis o úlceras de estómago, la mayoría originados por sus pésimas condiciones de trabajo, o sin trabajo, y con una gran familia a la que mantener que, en la mayoría de los casos estaba en el país de origen y ellos solos aquí, en España.

Gracias por este post. Está magnífico.
Un abrazo solidario.

Observador dijo...

Gracias por este post que nos recuerda que somos peones en esta partida diaria,y que a veces,sólo a veces,se unen por una causa,la nuestra es creer que otro mundo es posible,que existe la justicia para esos pueblos olvidados y/o con un conflicto armado(como en Gaza).
El tema de la emigracion es bien conocido en nuestro país,casi a diario salen en las noticias casos de pateras,las ultimas en el levante español,las mafias estan cambiando de destino,pero son las mismas pero siguen lucrandose con la desgracia ajena ,pobres emigrantes que dejan la vida en el intento de una vida mejor para él y los suyos.

Alicia dijo...

Carmen, gracias, que me perdone Reverte ya que no le llego ni a la suela..jaja.
Un abrazo.
Poeta,
otro beso para ti.
Ernesto,
gracias por ese comentario,(que no lo he visto tan largo)desde tu experiencia, refleja bastante bien la incesante búsqueda de una vida mejor.Venezuela...suena tan bien!ya ves los españoles como iban a probar suerte por tu pais..y si, ahora tus compatriotas pisan suelo español (con decirte que mi cuñado es de tu tierra!)Un abrazo para ti.

Alicia dijo...

Jorge,
eso es lo que falta, que todos los peones del mundo se unieran por causas justas!.
Algún día..estoy segura.
David, de la otra agenda, muchas gracias!

Alicia dijo...

Gracias a todos,
aleksander, jluis,mªmercé (te comprendo, también trabajo en un hospital),observador..
Besos a todos de una lapicera..

Francisco Polo dijo...

¡HEMOS GANADO!

España promoverá por ley la prohibición de las bombas de racimo


¡Corre la voz!

Alicia dijo...

os sueños rotos que mataron a Marian
"La familia del rumano que se quemó a lo bonzo en Castellón relata cómo su deseo de prosperar se convirtió en un infierno"
Reportaje del Pais. Os recomiendo su lectura. Saludos a tod@s
http://www.elpais.com/articulo/espana/suenos/rotos/mataron/Marian/elpepuint/20070924elpepinac_13/Tes